Almacén automático

Almacenes automáticos: las tecnologías marcan la diferencia

En los almacenes automáticos, el software de gestión y los sistemas de recogida y depósito marcan la diferencia. Los principales sistemas y sectores en los que son más eficientes.

¿Por qué un almacén automático tiene muchas ventajas? En este sentido, la innovación es un factor clave tanto desde el punto de vista del sistema de gestión como desde el punto de vista de las tecnologías que cumplen con las operaciones de recogida y depósito en estanterías. 

Principales sistemas de recogida y depósito para almacenes automáticos
En el mercado existen diferentes modelos de sistemas que utilizan máquinas específicas para las operaciones de recogida y depósito. Desde los transelevadores de horquillas hasta las lanzaderas de nivel multi-shuttle: cada solución tiene características distintivas que la hacen apta para trabajar en diferentes sectores, dependiendo, por ejemplo, del tipo de unidades de carga, de las necesidades de los ciclos y de las necesidades de almacenaje.  

A continuación los principales sistemas:

Transelevador a horquillas telescópicas para estanterías de simple profundidad

Máquina que se caracteriza por una alta capacidad de ciclos de trabajo, pero el sistema tiene una capacidad baja en términos de almacenaje.

Transelevador a horquillas telescópicas para estanterías de doble profundidad

Sistema que con respecto al anterior duplica la capacidad en términos de almacenaje, pero tiene una menor capacidad en gestionar ciclos. Es importante tener canales (en este caso de 2 elementos) que almacenen materiales del mismo código y lote de producción.

Transelevador a horquillas telescópicas para estanterías de doble profundidad
Transelevador con carro para estanterías de profundidad múltiple

Transelevador con carro para estanterías de profundidad múltiple

Sistema que antepone la capacidad de almacenaje a la velocidad de ejecución de los ciclos de recogida y depósito. Es fundamental tener canales con material homogéneo por código y lote.

Transelevadores articulados

Máquinas que pueden servir varios pasillos paralelos y no; es posible montar sistemas de recogida a horquillas y de carros que funcionen en cualquier tipo de estantería.

Transelevadores articulados

Con lanzaderas de nivel y shuttle

Solución que representa la forma para acelerar la recogida y el depósito de la mercancía, siempre en almacenes con estanterías de múltiple profundidad.

Con lanzaderas de nivel multi-shuttle

Con lanzaderas de nivel multi-shuttle

Última evolución del concepto de aceleración de los ciclos en un almacén de múltiple profundidad: se aprovecha el hecho de que el shuttle ya no está vinculado a la lanzadera de nivel por el cable de alimentación, sino que funciona con baterías, para poder gestionar con una sola lanzadera de nivel 2 o varios shuttle cubriendo en realidad los tiempos del recorrido a lo largo de los canales de múltiple profundidad.

El sistema de gestión del almacén automático (WMS)

Eficiencia, seguridad y control de calidad están garantizados por el sistema de gestión del almacén automático (WMS). Gracias a la automatización y al control realizado a través de un software dedicado, se necesitan pocos operadores por turno para realizar todas las funciones previstas del almacén. En particular, entre las actividades que son gestionadas directamente por el software, cabe citar:

  • Interfaz con el sistema de gestión superior del establecimiento (ERP)
  • Entrada de la mercancía al almacén, comprobando su forma y peso
  • Identificación de la mercancía mediante lectura de etiqueta de código de barras con asociación del material a los diferentes clientes
  • Almacenaje automatizado de la mercancía en estantería según las lógicas dadas por las clases de rotación (ABC) del tipo de mercancía
  • Gestión del mapa de almacén
  • Gestión de materiales en cuarentena o maduración
  • Recogida específica de un palet determinado o de un palet de una referencia concreta elegida según las lógicas FIFO, LIFO, Lote, etc.
  • Recogida parcial del producto de una UDC con respectiva gestión/memorización de la cantidad residual
  • Gestión del stock mínimo, vinculándolo, mediante interfaz con el ERP corporativo, a los programas de producción y al tiempo de producción o recompra del producto
  • Gestión de recogidas de materiales para inspecciones de calidad
  • Gestión oportuna e inmediata del inventario
  • Implementación de todos los informes requeridos
El sistema de gestión del almacén automático (WMS)

CONTÁCTENOS PARA MÁS INFORMACIÓN

Para recibir más información llenar el formulario.